Cosas que te van a interesarFugacesRecomendaciones

Fugaces 29/07/13

Tengo una idea pero no es original, he descubierto la anestesia para mujeres. Anestesia de la buena para mujeres: mientras estemos preocupadas por nuestra belleza, no nos preocuparemos de cuestionar otras cosas.

  • ¿Hay algo malo en mostrar mujeres bonitas en televisión? En la propia pregunta está el problema. Estas imágenes nos dicen que las mujeres solo son aceptables si son blancas, altas, delgadas, con grandes tetas, depiladas, suaves, brillantes, maquilladas, con tacones… y cualquier desviación de esta norma se tomará como una declaración hostil contra las “normas de belleza de nuestro tiempo”. Así que desde el momento en el que se acepta esta cosificación de las mujeres, este estándar como “lo normal”, estamos siendo cómplices que perpetúan el estigma de las mujeres que no son así. Estamos reduciendo a las mujeres a una cosa bonita: ‘El cuerpo de las mujeres’, en español.
  • Lectura de terror recomendada desde el Twitter de @Lena_Prado: The Yellow Wallpaper (en inglés) de Charlotte Perkins (1899). En esta web se encuentra traducido al español: Novela y su traducción. Apenas 20 páginas. Recomiendo leer también la biografía de esta feminista del siglo XIX.
  • Hay que dar uso al clítoris, que para algo es el único órgano exclusivamente placentero: documental ‘El clitoris, ese gran desconocido’, vía @lamoscacojonera.
  • Añado al documental este protocolo para dar cuenta de un plato muy jugoso, una guía visual muy útil y un poco NSFW.
  • Cómo vemos la forma de hablar de las mujeres y la forma de hablar de los hombres, más allá del lenguaje inclusivo. La vehemente es “poco femenina”, está histérica; el vehemente es… vehemente: Ellos dominan el discurso, vía @repollo_.
  • Más allá de la puerta de Tannhäuser nace esta infografía sobre los efectos de la gravedad cero en el cuerpo de los cosmonautas y cómo se contrarrestan.

“El lenguaje mitificador que no habla de alargar la vida unos años sino de salvarla dificulta que podamos, en un momento dado, ayudar al paciente a ser dueño de sus decisiones y sus acciones de mejora de su salud… ¿cómo va el paciente, oh mortal paciente, hacer algo por “salvar su vida”?” (Médico Crítico)

En la imagen de cabecera una mujer se prepara para ser el centro de atención.

Previous post

¿Atacar la catedral? Aborten misión.

Next post

Spanish Inquisition: Vacaciones con escepticismo

sovcolor

sovcolor

Tan escéptica que no me lo puedo creer.

No Comment

Leave a reply