EscepticismoReligión y espiritualidad

Posts desde Skepchick: Compañeros de Ateos: Dejen de presumir de que somos pocos en prisión

Ha estado circulando mucho el artículo de Dan Arel sobre los ateos y la población carcelaria, junto con la afirmación aparentemente inevitable que las estadísticas demuestran que los ateos no son menos (y tal vez más) morales que los teístas.

Entiendo el impulso. En serio. Cada vez que hablo en un colegio o en cualquier otro contexto donde estoy frente a una mayoría teísta, me esfuerzo por tocar ese punto y de todas formas me preguntan sobre el tema de la moral atea.

Como la mayoría de las religiones abrahámicas se erigen como la mejor, y a veces la única, fuente de moralidad, se ha convertido en un cliché para los teístas preguntarnos a los ateos sobre los orígenes de nuestra moralidad (“Sin dios, ¿de dónde sacas tu moral?”), afirman que no tenemos moral (“¿Por qué no estás violando y matando a todo el mundo?”, “Así que, como un ateo, simplemente haces lo que quieres.”), y / o explican que cualquier moral que tengas, en última instancia, viene de su deidad (“La Constitución tiene leyes que son de la Biblia”, “Puedes negar a Dios, pero Él es el que nos enseñó a ser morales.”)

Dificilmente una fuente fiable de moral.

Dificilmente una fuente fiable de moral.

Estas preguntas representan un razonamiento falaz, claramente. Incluso dentro de las mismas sectas dentro de las mismas religiones, los creyentes no se ponen de acuerdo en qué principios morales son obligatorios, y mucho menos aconsejables. Es por eso que monjas católicas marcharon por la igualdad racial, mientras que el KKK afirmaba la superioridad bíblica, o, en la actualidad, Irán obliga a los hombres homosexuales a operarse para reasignar su sexo, mientras que en muchos otros países de mayoría musulmana los matan y la lesbiana canadiense Irshad Manji aboga por la igualdad LGBT bajo la bandera del Islam.

En otras ocasiones he hablado sobre los problemas con los números en las estadísticas de prisión, así como el argumento de que éstos prueban que los ateos son más morales. Después, Hemant Mehta en Friendly Atheist obtuvo mejores números, pero persisten los problemas con el argumento. El artículo de Arel toca este punto, a pesar de que muchos de sus lectores parece que han ignorado esa parte.

El ateísmo es un movimiento compuesto principalmente de gente blanca de clase media o alta. Una persona blanca de clase media-alta tiene mucho menos probabilidades de ser encarcelada que una persona pobre y / o una persona de color. La única forma de que los ateos en su conjunto podrían ser menos propensos a ser encarcelados que los teístas sería si fuéramos una comunidad mayoritariamente femenina. El ateísmo no es la causa de la escasa representación de las personas blancas de clase media o alta en la población carcelaria, sino la injusticia en el sistema de penal.

Marijuana1-300x240Dejando de lado cuestiones interseccionales, ser arrestado y condenado significa que te atrapen violando la ley. ¿La mayoría de nosotros los ateos consideraríamos, por ejemplo, la posesión de pequeñas cantidades de marihuana como un crimen digno de encarcelamiento, o siquiera un acto inmoral? Sin embargo, las cárceles están llenas de delincuentes no violentos con cargos por drogas. En cuanto a ser atrapado, voy a volver al ejemplo de la marihuana. ¿Cuántos de nosotros ateos de clase y raza privilegiada* seríamos encarcelado por posesión de drogas si no fuera por residir en viviendas de baja densidad en zonas poco patrulladas por la policía? Vivir en una casa unifamiliar reduce la probabilidad de que un vecino o transeúnte informe a las autoridades sobre el consumo de drogas, pero difícilmente es un indicador de carácter moral superior.

Teniendo en cuenta que somos un movimiento de gente no exactamente conocida por tratar tan bien, o siquiera tratar, cuestiones de raza o de clase, es importante que evitemos el uso de argumentos que carecen de matices en términos de racismo y clasismo. Para hacer frente a la gente religiosa que dice que la religión lo hace a uno moralmente superior, nosotros los ateos podemos citar ejemplos de gente religiosa que se comporta de manera inmoral, con o sin justificación teológica y de ateos que actúan de manera moral. Podemos citar reglas en las religiones que ningún creyente sigue o edictos teológicos que no son muy morales (e incluso inmorales). Podemos hablar de cómo muchas religiones afirman que la justicia será servida en el más allá, es decir, el castigo será eterno para los “pecados” finitos y a menudo bastante triviales. Hay bastantes otros argumentos con los que no tenemos que depender de argumentos problemáticos y potencialmente falaces para dejar claro nuestro punto de vista. Debemos, y podemos, hacerlo mejor.

* Soy una persona de color, sí, pero parte de una minoría que no es especialmente blanco de la policía, y fui criada de clase media alta.

SOBRE LA AUTORA
HeinaHeina Dadabhoy pasó su infancia siendo una musulmana practicante, y nunca en su cabeza habría creído que crecería hasta ser una atea feminista humanista secular, o, en otras palabras, una Escéptica. Ha sido participante activa en organizaciones y eventos ateos dentro y en los alrededores del condado de Orange, California (EEUU), desde 2007. Actualmente escribe la Guía Escéptica del Islam. Puedes seguirla en Facebook, Twitter, o Google+.

Puedes encontrar el post original en inglés aquí.

—–

Posts desde Skepchick es una sección en la que semanalmente traeremos traducido un interesante artículo publicado originalmente en alguno de los blogs de la Red Skepchick: Mad Art Lab, Teen Skepchick, Queereka, Skepchick.se, Skepchick.no, School of Doubt , Grounded Parents, Skeptability y, por supuesto, Skepchick.

Previous post

Fugaces: Virgen no funcionaria, aguas geológicas, reconocimiento de género y profanación musical

Next post

La imagen de la semana: neurona hipocámpica en acción.

Daniela

Daniela

Born and raised in Mexico City, Daniela has finally decided to abdicate her post as an armchair skeptic and start doing some skeptical activism. She is currently living in Spain after having lived in the US, Brazil and Italy. You can also find her blogging in Spanish at esceptica.org.

No Comment

Leave a reply