FeminismoPost Invitado

Post invitado: Elección de palabras

Cuando entré al mundo, la primera cosa que me dieron fue un nombre, uno feo y soso. Pasé muchos años tratando de embellecerlo para que no me diera escalofríos cada vez que lo escuchara, pero no logré nada. Al final tiré esa cosa monstruosa en la basura donde yace todavía.

Pero aunque odio decir esto, ese nombre me enseñó algo. Era una de tres cosas — las otras dos siendo la literatura y el feminismo — que me enseñaron qué tan importante es la dicción, la elección de palabras. Y a causa de esa importancia, quiero que me ayudes a emprender una gran y total revolución contra la Academia, contra lingüistas, y contra las empresas editoriales de los diccionarios. Quiero que tú, chico con un morral de Invader Zim, traigas tu novio, tu libreta preferida, y un montón de corrector conmigo al frente de batalla. Quiero que tú, electricista con una adicción al tempeh, asaltes las almenas de Merriam-Webster y que trates las personas que capturamos en esta guerra con respeto. ¡Eviten algún derramamiento de sangre!

…¿ya he picado tu curiosidad? Espero que sí porque no puedo seguir con esa metáfora más.

Pues este es el tema: la reforma del idioma español; y aquí presento mi tesis: reforme como"el/la escritor/a" no basta; necesitamos algo más radical. El gran problema no es que el término masculino siempre va en frente del feminino — aunque eso sí me molesta también, no es más que una cortina de humo para ocultar la totalidad del problema. Hablar de esta forma elimina borra la existencia de identidades de género que no pertenecen al binario de géneros. Personas bigéneras, poligéneras, agéneras, intergéneras/genderqueer no son incluidas. Esta construcción apoya al privilegio que personas en el binario ejercitan y apoya a la falsa dicotomía de hombre y mujer.

"Tu identidad es tan falsa que tuviste que inventar palabras para describirla."
"No voy a cambiar mi dicción."
"No me corrijas. ¡Estas siendo intolerante!"

Conozco esas excusas. Fueron armas contra mí una vez porque mi idioma no tiene nada para protegerme contra esos insultos. La reforma del idioma no puede rehabilitar a las personas ignorantes, pero sí puede corregir parte del desequilibrio que nutre la intolerancia.

Mi solución preferida es una que en el comienzo promovieron para el portugués: æ (o ae, sin la ligadura). Læ escritoræ, læ maestræ. No es perfecto, lo sé. Por ejemplo, no sé como cambiar pares como actor/actriz: ¿læ actær?

Pero tal vez eso no es lo que te preocupa. Tal vez tú, mi queridæ lectoræ, solo quieres saber que tiene esto que hacer con el escepticismo. Espero que mi respuesta te satisfaga: el escepticismo para mí se centra en mejorar la condición humana usando la duda constructiva para desmantelar las tradiciones que nos gobiernan. El idioma español, tienes que admitir, es una de las instituciones más grandes y ancianas que existen. La inercia, como un depósito de sal sobre el terminal de una batería de carro, impide el progreso de ideas humanistas e inclusivas, y creo que el rol del escepticismo es pelear contra esa inercia. Si no, ¿qué importa si dudamos el mundo a nuestro alrededor?

Si estas de acuerdo o no, el quid de la cuestión es que quiero que yo y mis amigæs nos sintamos incluidæs en este idioma sin dolor. Ahorita mismo quiero nada más que empecemos una conversación sobre esto. La reforma es posible porque la gramática no es completamente normativa; cuando una frase es suficientemente común, o es asimilada a la gramática "correcta" o esa misma gramática se encontrará abandonada.

Sobre el autor læ autoræ:

Emilia Azure es una chica transgénera viviendo con su novia en el sudoeste de los estados unidos y pasa su tiempo con sus amigæs en la red, promoviendo las joyerías de su novia (alephnulljewelry.storenvy.com), escribiendo, y cocinando. Ella es vegana, escritora, activista, matemática, lingüista, una heroína con un pasado trágico y oscuro, y una persona muy agradable. Los años que ha pasado alrededor de personas angloparlantes han erosionado su maestría del español un poco, pero la está reconstruyendo cada dia. Su cuenta de twitter es @PrismaticShadow y sus historias (todas en ingles ahorita) están puestas en su cuenta de deviantArt (azuremerald.deviantart.com)

Previous post

Fugaces 02/04/12

Next post

Ciencia para el Coyote

Daniela

Daniela

Born and raised in Mexico City, Daniela has finally decided to abdicate her post as an armchair skeptic and start doing some skeptical activism. She is currently living in Spain after having lived in the US, Brazil and Italy. You can also find her blogging in Spanish at esceptica.org.

19 Comments

  1. April 3, 2012 at 11:45 am —

    Querida Daniela,
    siento discrepar contigo. El idioma no es sexista, aunque algunos (como tú) se empeñen en ello. Confundir el género gramatical de las palabras con el sexo de las personas (ya sé que hoy en día no es tan fácil como decir hombre/mujer y hay todo un movimiento detrás sobre el "género" de las personas) es un grave error.
    Entiendo que tu propuesta se basa en la creación de un género neutro (y no en, únicamente, una nueva forma de escribir que no soluciona nada al hablar). Particularmente, tu solución me gusta más que la aplicada actualmente, donde se obliga a usar ambas formas ("se hace saber a todas y todos las dueñas y los dueños de perras y perros que….") y la cual es contraria a la política de ahorro que impera en toda lengua (pronombres, sujetos elípticos, etc.). En cualquier caso, si esa fuera tu solución, ¿para qué añadir un tercer género? Eso complica innecesariamente el idioma y, no lo olvidemos, la tendencia es simplificarlos. Quizás, para que personas como tú estuviérais más cómodas con la lengua y no os sintiérais atacadas contínuamente, la solución sería eliminar TODOS los géneros del idioma en lugar de añadir un tercero.
    A mí, particularmente, me da igual que me da lo mismo. Creo que hay otras barreras que superar.

    • April 3, 2012 at 1:42 pm —

      Primero que nada, quiero aclarar que este es un post invitado y yo no soy la autora. Si no había quedado claro en el post es culpa mía.

      Segundo, cambiar el idioma no es una prioridad para mi, pero entiendo que lo sea para otros. Que haya cosas mas importantes no implica que no debamos ocuparnos de esto también. Somos suficientes como para especializarnos y cambiar las cosas por varios frentes a la vez.

      Por último, agradezco tu comentario y tu amabilidad, pero te pido que en futuro te identifiques, ya que si recibimos los comentarios como anónimos nos vamos a ver obligados a regresar a la política de registro.

    • April 3, 2012 at 7:49 pm —

      Hola, anónimæ.  Yo soy la autora del post.

      Quiero preguntarte algo: ¿este cambio al idioma es innecesario para todo el mundo, o solo para ti?

      No pienso que eliminar todos los géneros del idioma fuese una mejor idea. El género de la gente es importante y una parte esencial de como se identifican. Quiero respetar el género de las personas  adentro y afuera del binario de género; esta es la mejor forma para hacerlo, a mi opinión.

      ¿Y hay otras barreras que superar? Sí, no podemos concentrarnos con el activismo queer antes de que el feminismo este completo. Pero no podemos concentrarnos con el feminismo hasta que la pobreza este erradicada; y la pobreza, todæs sabemos, tiene que esperar hasta el cambio climático.

      ¡Ay, que cruel es este sistema donde personas con privilegio pueden quedarse con él hasta el punto cuando no pueden pelear más!</ironia>

      Rechazo la idea que el activismo ocurre en gradas. Somos suficientemente inteligentes para confrontar varios problemas a la vez.

  2. April 3, 2012 at 2:58 pm —

    Mal empezamos si terminamos con "Sobre el autor" 😀

  3. April 3, 2012 at 3:29 pm —

    De acuerdo, el español es sexista y hay que empezar a derribar viejas estructuras, pero la ae (que ni siquiera tengo idea que código ascci es) no me parece solución. Para eso, ya se inventó escribir con x o el  @, con el mismo problema, que es que no hay forma correcta de leerlo. Muy complejo el tema y se lo reservo a quienes dominen mejor las cuestiones lingüisticas (yo me limito a criticar cómodamente, jeje)
    Algunas medidas que me parecen progresivas son por ej. las tomadas en francia, donde se eliminó el "madmoiselle" de los formularios públicos. A mí también me molesta mucho la pregunta "¿señora o señorita?"

  4. April 3, 2012 at 7:45 pm —

    Este debate siempre me ha parecido tremendamente artificial, siento discrepar al 100% con el post. Hace años leí un artículo (juraría que de Julián Marías, pero no estoy seguro) que definía estas tesis de una manera genial: papanatismo.
    Da igual que las palabras se terminen con una "o" o con una "a", lo importante es que se pronuncien (o se escriban) con respeto, y creo que todos los esfuerzos se debería hacer en ese sentido (la educación, así en general y con grandilocuencia). Además el lenguaje es una cosa viva que evoluciona con el tiempo (muuuucho tiempo), y forzar cambios de este tipo de un día para otro me parece, como he dicho, artificial. Es una situación que me recuerda a la invención del esperanto: una buena idea, pero metida con calzador y que, como era de prever, no cuajó.

    • April 3, 2012 at 8:03 pm —

      Entonces es nuestra responsabilidad que este movimiento cuaje.

      Honestamente, el intento en hablar no importa tanto. Las palabras duelen, dichas con respeto, ignorancia, o maldad. El intento me ayuda decidir que tipo de persona alguien es, y si læs debo perdonar, pero no cura mis heridas.

      No me convence que el idioma evolucione con muuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuucho tiempo porque puedes ver que términos como internet, red, blog, twitter ya son partes regulares — y yo diría integrales — del idioma contemporáneo. El cambio ocurre cuando un movimiento social ya no se puede ignorar.

  5. April 3, 2012 at 8:16 pm —

    […] spanish-language sibling blag. If you can read spanish, it’d be nice if you could read the post on their site and give them a few site views out of […]

  6. April 4, 2012 at 7:18 am —

    Disculpen el vocabulario, pero esto me parece una estupidez.
    Cuando dicen "persona" me siento identificado aunque soy hombre y el genero de la palabra "persona" sea femenino, en español "automovil" es masculino y en frances "voiture" es femenino, ¿creen realmente que hace una diferencia en como se imaginan un auto el nombrarlo como masculino o femenino?
    Me parece una mala idea porque dificulta el idioma, imposible de pronunciar y mas dificil de escribir que la alternativa actual, que no es machista, simplemente es una forma de facilitar la comunicacion entre las personas como podria serlo usar el femenino generico.
    El que tu nombre te haya parecido feo, soso y que hayas querido cambiarlo tampoco me parece una actitud inteligente, ¿que mas da como te llamen? lo que importa es lo que logras, nadie piensa si el apellido Napoleon es lindo o feo, lo que viene a la mente cuando nombras ese apellido son las increibles proezas que logro Napoleon Bonaparte, lo mismo ocurre si digo Bill Gates o Ada Lovelace, lo importante es lo que hicieron y lograron, su nombre es solo una forma de identificarlos que no tiene la menor importancia al menos para mi. Otra prueba de la poca importancia de la forma de nombrar las cosas es que por ejemplo si alguien dice "Curie" o "Lovelace" me vienen a la mente primero Madame Curie y Ada Lovelace por mucho que los apellidos fueran de sus maridos, fueron ellas quienes le dieron importancia a esos apellidos, no a la inversa.
    Nosotros decidimos el significado que les damos a las palabras, que las palabras terminadas en o comunmente se refieran a los hombres es solo una convencion, las palabras no tienen ningun significado en si mismas y no debemos darles mas importancia que la de comunicarnos, esa es mi opinión.
     

    • April 5, 2012 at 1:01 am —

      Te disculpo.

      Los carros y læs seres humanæs no son iguales. Los carros no tienen un género ellos mismos; nosotræs les damos el género. Læs humanæs sí tienen un género independiente y la capacidad mental para saber cuando unæ no lo respeta. Hasta que los aviones, trenes, y automóviles puedan conversar inteligentemente con nosotræs, no me importa el género que le damos a sus palabras.

      Si te confunde tanto como pronunciar la palabra "cariñosæ," consulta el alfabeto fonético internacional y aprende.

      Con respecto al nombre que tiré a la basura… Estoy feliz que el nombre que te dieron cuando naciste te gusta — o al menos no te molesta. Maravilloso. Yo no tuve el mismo privilegio y es arrogante pensar que todæs tienen la misma relación con sus nombres como tú. No me condesciendes.

      Nuestro idioma es a la vez descrito y prescrito. Mis deseos, o tus deseos sin ayuda no pueden cambiar como una cultura piensa sobre su idioma. Un cambio adentro de las mentes del público solo puede ocurrir cuando las únicas posibilidades disponibles son progreso o obsolescencia.

      • April 6, 2012 at 12:14 am —


        Lamentablemente creo que no nos vamos a poner de acuerdo, insisto en que no me parece importante marcar por medio de una letra o un fonema el genero de la persona con la que hablo al igual que tampoco me parece importante marcar su profesión o el como se viste, no creo que eso sirva para disminuir la discriminación, o al menos no sirve cuando se trata de discapacitados, sin importar los vocablos que se usen para nombrarlos la gente los sigue tratando igual.
        Nunca dije que tuviera una buena relación con mi nombre, es solo que no creo que tenga mucha importancia el como me llame, de hecho mis amigos me llaman por un apodo que en la infancia usaban para insultarme y no me preocupa, mis amigos usan el apodo como una muestra de confianza y no como un insulto, volvemos a lo mismo, las palabras que se usan no son tan importantes como la intención con la que se usan, no entiendo de que manera pensar eso es arrogante.
        No estoy de acuerdo con que las únicas posibilidades son progreso u obsolescencia, siempre se corre el riesgo de sufrir un retroceso, por ejemplo en la sociedad romana no estaba mal vista la homosexualidad, fueron los católicos que llegaron luego quienes la condenaron.
        Tienes razón en cuanto a que el fonema æ no es difícil de pronunciar, aunque insisto en que es poco practico ya que creo que no se utiliza en ningún idioma latino, además de que dicha letra/fonema no me incluye como estudiante de ingeniería o ni tampoco incluye mi color de pelo lo que considero una conducta que borra parte de mi identidad.

        • April 6, 2012 at 1:56 am —

          Esta bien que a ti no te importan las características de las personas. Pero en ese respecto eres una anomalía. El género le importa a varias personas y se deben eliminar los mitos que existen sobre él. Reformando el idioma nos da una gran oportunidad para educar al público sobre la realidad del género.

          Creo que tu opinión es arrogante porque supone que no existen epítetos en la sociedad para oprimir las minorías. Sí, es posible reclamar esas palabras, pero todavía es importante que las mayorías sociales sepan que esas palabras no son aceptable casi todo el tiempo.

          Y ahora no sé si estas participando en esta conversación con buena fe. Los pronombres y los adjetivos no tienen que ver con tu profesión o tu color de pelo pero tienen mucho que ver con tu género. No vale la pena tener esta conversación si no quieres formular ideas válidas.

          • April 6, 2012 at 2:52 am

  7. April 6, 2012 at 2:54 am —

    Salio mal el comentario anterior por lo que lo escribo de nuevo.

    No es cierto que actué de mala fe, si no entiendo mal tu crees que el lenguaje que usamos actualmente favorece la discriminación y por ello deberíamos cambiarlo, yo opino que antes de tomarme la molestia de cambiar mi lenguaje debería tener alguna prueba de que favorezca la discriminación, hay muchas personas que abogan porque el lenguaje debería cambiarse para evitar la discriminación pero todavía no hay ninguna prueba (al menos que yo sepa) de que la gente discriminaría menos si cambiara su forma de hablar.

    • April 6, 2012 at 3:55 am —

      Las personas discriminarán menos cuando estén bien informadas. Nada puede cambiar si no ganamos sobre la ignorancia y la pereza. La reforma del idioma es una forma substantiva y poderosa para cumplir esas metas.

      Si no estas de acuerdo todavía, recomiendo que hagas tus propias investigaciones sobre el sujeto. Lee literatura feminista y de teoría queer y después de sintetizar toda esa información, llega a tu propia conclusión. Espero que mientras haces eso, te preguntes cosas como estas:

      ¿Por qué estos movimientos también existen en otros idiomas?
      ¿Me molestaría tanto cambiar mi dicción y dirigir la gente a esta pagina, o una similar, si preguntan por qué lo hago?
      ¿Que tipo de experiencia provocaría un movimiento tan radico?
      ¿Garantizar que yo esté cómodo es más importante que tratar de ser más inclusivo?

      Estamos listæs.

  8. April 6, 2012 at 4:16 am —

    En cuanto a educación e información estamos totalmente de acuerdo, pero para eso hace falta reformar las escuelas y también hacerle ver a la gente el peligro de enviar a sus hijos a escuelas religiosas (¿alguien escucho alguna vez de una escuela comunista por ejemplo?). Sigo sin entender como una reforma en la lengua puede producir una reforma en la educación.
     
    Con literatura feminista no se exactamente a que te refieres, ¿Algún libro que consideres particularmente bueno para alguien como yo?
     
    Con respecto a las preguntas:
    ¿Por qué estos movimientos también existen en otros idiomas?
    Supongo que por la misma razón que por la que existen en español, hay gente que cree que un lenguaje mas inclusivo puede ayudar contra la discriminación. Que el movimiento exista en otros idiomas no le da ni mas ni menos validez al movimiento.
     
    ¿Me molestaría tanto cambiar mi dicción y dirigir la gente a esta pagina, o una similar, si preguntan por qué lo hago?
    Si me molestaría si no encuentro una razón valida para hacerlo, si veo útil por ejemplo discutir con la gente sobre creencias comunes y hacerles ver a veces que dichas creencias no son lógicas, la semana pasada por ejemplo tuve una discusión con mis amigos porque se reían de una chica por ser “ligera de cascos”.
     
    ¿Que tipo de experiencia provocaría un movimiento tan radico?
    Creo que no cambiaría nada, la gente que discrimina lo seguiría haciendo y los que tratamos de evitar la discriminación nos veríamos con dificultades para habituarnos al cambio de lenguaje lo cual a la hora de mantener un debate puede ser muy molesto (prefiero pensar en mis argumentos y no en la forma que debería usar mis palabras para no ofender a nadie).
     
    ¿Garantizar que yo esté cómodo es más importante que tratar de ser más inclusivo?
    No creo que cambiar el lenguaje me haga realmente mas inclusivo, como ya he dicho por mas que persona sea femenino me siento una persona y no voy a presionar a nadie porque me llame 'persono' o 'personæ'.
     
    Es probable que mi forma de pensar se deba a que soy hombre y heterosexual y por eso no comprenda los supuestos problemas de la lengua actual, quizás si como decís lea un libro feminista cambie de opinión aunque tengo muchas dudas sobre ello.
    Insisto en que mas que una lectura feminista me vendría bien un estudio científico sobre como el lenguaje afecta a la discriminación.

  9. April 6, 2012 at 12:54 pm —

    Hace unos años Akin dejó un post muy aclaratorio sobre este tema (lo reproduzco integramente):
     
    http://akin.blogalia.com/historias/57966
    Ayer fui al dentisto
    Es un señor muy majo, las cuentas de la empresa las lleva su hermano, que es economisto. 

    Me gusta porque en su consulta siempre tiene música agradable, una vez le pregunté y me dijo que era de familia de músicos, su padre era flautisto y su abuelo pianisto. 

    Uno de sus hijos, por cierto, quiere ser periodisto. El otro es pequeño todavía, por ahora es un recogepelotos, pero admira mucho a Nadal y de mayor quiere ser tenisto. 

    Lo conocí porque su mujer es miembra de un club del que formo parte.
    ——
    Dejando la broma a parte, quisiera poner un ejemplo: la sociedad vasca siempre ha sido muy machista y sin embargo su idioma no es en absoluto sexista, sus "genéros" son dos: animado e inanimado, se usan las mismas palabras(*) para designar a las personas independientemente de su sexo. Así pues, ¿estamos seguros que por esa vía se logrará la integración? yo no lo creo, apuesto más por la educación.
    (*) Existen algunas excepciones, pero son eso, excepciones.
     

  10. […] A month ago, I wrote a guest post for Escéptica.org — read it in english here in my blag or in spanish on their site. That guest post was a test to see if I’d be a good match to write for the site and I passed. […]

Leave a reply